Doctores Suecos por los Derechos Humanos (SWEDHR) analizan la situación en Ucrania, sus causas y posible solución

El Consejo de Directories de SWEDHR ha deliberado (7-9 de Marzo 2022) sobre la situación en Ucrania. Dado que el derecho humano supremo es el derecho a la vida, Swedhr, por definición, siempre se ha opuesto a la guerra como medio para resolver conflictos geopolíticos. Basados ​​en los mismos principios, esta vez condenamos las operaciones militares de Rusia en Ucrania. Además, continuaremos denunciando las actividades intervencionistas realizadas por la OTAN y sus socios en Ucrania desde el golpe de Estado de 2014. Consideramos que la mejor contribución a la paz es una solución diplomática negociada dirigida al estado de neutralidad y no alineación de Ucrania. Lo mismo con respecto a Suecia. En nuestro análisis, la guerra en Ucrania podría haberse evitado, principalmente si la OTAN –durante las conversaciones de diciembre de 2021 a febrero de 2022– hubieran cumplido las garantías documentadas dadas previamente a Rusia de no expandirse hacia el este. La mitad de la junta directiva de SWEDHR opinó que una contribución principal a la paz en las regiones sería el reconocimiento por parte de la ONU de las repúblicas democráticas de Donetsk y Lugansk como independientes, y de Crimea como part de Rusia.

Prof., Med.Dr. Marcello Ferrada de Noli (presidente), Prof., Med.Dr. Anders Romelsjö (vicepresidente), y Dr. Ove Johansson, Médico Jefe (en representación del Consejo de Directories de Swedhr)

I

Dado que el derecho humano supremo es el derecho a la vida, Médicos Suecos por los Derechos Humanos, por definición, se opone a la guerra.

Además, nuestro manifiesto fundacional llama explícitamente a respetar la carta de las Naciones Unidas. Este principal acuerdo internacional se ha roto sistemáticamente a lo largo de las últimas décadas, por ejemplo en las guerras de los Balcanes, la invasión de Irak, etc. Se han llevado a cabo numerosos golpes de Estado con intervención extranjera en directa contravención de los principios de la ONU e infrinjiendo del derecho internacional. Los derechos humanos, tal como los define la ONU, han sido constantemente desatendidos –tanto en lo que se refiere a las naciones como a los individuos– por muchas de las potencias occidentales, incluidas las de los miembros de la OTAN y la UE.

Sobre la base de los mismos principios, ahora condenamos la invasión militar de Rusia en Ucrania.

Sin embargo, junto con nuestra posición de principios de denunciar las actuales operaciones militares de Rusia en Ucrania, también nos hemos opuesto, y seguiremos haciéndolo, a las actividades militares y político-intervencionistas realizadas por la OTAN y sus socios en Ucrania desde el golpe de Estado de 2014. También nos oponemos a los comportamientos actuales que, utilizando a Ucrania, se han embarcado en una serie de provocaciones, que en última instancia no solo desestabilizarán aún más la seguridad, sino que, lo más concebible, en última instancia pueden conducir a una guerra prolongada, y posiblemente nuclear.

En cambio, consideramos la diplomacia y las negociaciones como únicos instrumentos para resolver conflictos internacionales.

Los desarrollos más recientes en el frente de las “sanciones económicas” muestran cada vez más que, en última instancia, benefician a las empresas occidentales, como por ejemplo, la apertura de nuevos mercados para la industria del gas y el petróleo. Al mismo tiempo, esas sanciones fustigan aún más al consumidor promedio común en nuestros países. A medida que crece la inflación y los precios del petróleo se disparan, las potencias occidentales culpan de esto a Rusia. Sin embargo, estos aumentos se registraron, por ejemplo, en EE. UU., antes de la invasión de Rusia en Ucrania.

 

II

El respeto de los derechos humans en una sociedad, versus su transgresión,  es siempre función dependiente de las determinaciones políticas de sus gobernantes. Por tanto, cualesquier análisis serio sore el conflicto en Ucrania, debe necesariamente considerar asímismo los siguientes temas. Se trata de hechos que muy raramente se mencionan en los medios de comunicación occidentales. Y en lo que se refiere a Suecia, están prácticamente ocultos:

  1. El resultado político del golpe de Ucrania de 2014 fue diseñado por los EE. UU. (Ver la transcripción de una conversación telefónica – filtrada grabación que  luego publicó la BBC, sobre el intercambio entre la Subsecretaria de Estado Victoria Nuland y el Embajador de los EE. UU. en Ucrania, Geoffrey Pyatt), [1] con la colaboración de representantes de los gobiernos de la UE, en particular el ministro sueco de Asuntos Exteriores, Carl Bildt. [2]

Por cierto, esos eran los tiempos –ya en 2014– en que Carl Bildt anticipaba que nunca se produciría nada positivo de conversaciones con Rusia sobre el tema de Ucrania. [3] Como quedó demostrado entre diciembre 2021 y febrero 2022, un  diálogo constructive con Rusia por parte de Occidente no estaba en la agenda. Pero el provocar a Rusia a responder con una operación militar de proporciones, aparentemente ya estaba dibujándose en el plan de 2014. La guerra fue provocada.

  1. La limpieza étnica contra la población de etnia rusa de Donbass, que fue llamada “infrahumana” (“subhumans“) por el entonces primer ministro de Ucrania, Yatsenyuk, [4] comenzó a sólo unas semanas después del golpe de Febrero 2014. Mientras tanto, Carl Bildt mantuvo conversaciones oficiales con el gobierno ucraniano nacido del golpe, y en las que participó el líder de Svoboda. Este es un partido político de extrema derecha, con ideología y parafrenalia simbólica inspirada en el nacionalsocialismo de Hitler. Fue fundado en 1991 como el Partido Social-Nacional de Ucrania , [5] y cuyo emblema es compartido por el regimiento militar neonazi “Azov”, un regimiento que forma parte de la Guardia Nacional de Ucrania. [6] Los EE. UU., así como el ejército sueco y de otros países de la OTAN, han participado todo el tiempo a partir del golpe de 2014, incluido hasta (oficialmente) febrero de 2022, en el armamento y entrenamiento de la Guardia Nacional. [7] Las formaciones neonazis mencionadas anteriormente no son las únicas que operan en Ucrania. Por ejemplo, otro gran grupo es la extrema derecha pronazi llamada “Right Sector”. [8]

Otro ejemplo de la ideología neofascista proactiva de las élites políticas de Ucrania se encuentra descrito en un informe de Reuters (17 de marzo de 2015), cita: “El parlamento de Ucrania, la Rada Suprema, aprobó el mes pasado un proyecto de ley que rinde homenaje a las organizaciones involucradas en actos de limpieza étnica masiva durante la Segunda Guerra Mundial”. [9]

  1. La ONU había estimado  [10] que se produjeron unas 14.000 muertes (incluyendo más de 3.000 civiles) durante la llamada “ATO”, la operación “antiterrorista” emprendida por el régimen de Poroshenko contra las poblaciones de Donbass. Esa, y no otra, era la cifra real de muertos en Ucrania en el momento en que Rusia decidió iniciar las operaciones militares en el país, con el objetivo –según se declaró– de desnazificar a las fuerzas ucranianas a las que Rusia ha responsabilizado por la matanza de poblaciones de etnia rusa en Donbass. En cambio, el Occidente y sus medios de comunicación hacen el recuento de fatalidades en la “guerra de Ucrania” como si esa lista solamente hubiese comienzado ahora el 24 de febrero de 2022.
  2. La trascendencia del golpe de estado de Maidan en febrero de 2014 en Ucrania –particularmente en lo que se refiere a las transgresiones contra los derechos humanos– ha significado la implementaci¡on de operaciones de limpieza étnica, con  crímenes documentados contra las poblaciones del Donbass. Por ejemplo, las “Tres masacres en un mes”, [11] se refirieren a los sangrientos eventos de Mariupol [12] [13] y Odessa [14] en mayo de 2014, y el bombardeo aéreo sobre los civiles de Lugansk en junio de 2014. [15] En En julio de 2014, el Departamento de Estado de EE. UU. llegó a respaldar públicamente “todo el derecho de Ucrania” a bombardear desde el aire a la población de etnia rusa en Donbass. [16]

Click on image above to watch the video by The Indicter Channel

 

III

Desde conocidas las secuelas inmediatas del golpe de febrero de 2014, SWEDHR comenzó a registrar cómo la OTAN y sus socios han librado una guerra por la expansión de sus poderes en Ucrania, sacrificando vidas de ucranianos en nombre de su expansionismo geopolítico e intereses económicos globales. En la denuncia de estos crímenes relacionados con la limpieza étnica y los atropellos a los derechos humanos en Ucrania, para nosotros fue también un imperativo, el llenar el vacío que tanto Amnistía Internacional como HRW habían dejado deliberadamente sobre lo que ocurría en Ucrania –según una conocida rutina de proteger con sus silencio los intereses de la OTAN.

La dirección de SWEDHR ha estado de acuerdo, desde temprano, con la independencia de las repúblicas de Donbass, según lo resuelto por sus principales poblaciones étnicas. Fueron precisamente las violaciones generalizadas documentadas de los derechos humanos contra la población de Donbass por parte de Ucrania y las fuerzas nazis [ver arriba], lo que llevó a nuestra postura.

Información, guerra y derechos humanos

Nosotros en SWEDHR defendemos la transparencia en la información. En el contexto de la propaganda occidental, las noticias falsas [17] y la información seleccionada arbitrariamente sobre Ucrania, también denunciamos la censura y la represión de la libertad de expresión por parte de las redes sociales corporativas como Facebook y Twitter.  La acción censurante de EE. UU. y la UE, la vemos claramente en contra del artículo 19 de la Declaración Universal de Derechos Humanos de la ONU. Aquellas autoridades han adoptado una especie de censura extraordinaria, como si sus países, sus tropas, estuvieran participando directamente en la guerra. Como si ellos fuesen países beligerantes declarados. Lo cual, paradójicamente, es algo que ellos niegan con vehemencia.

Sin duda, estas prohibiciones, acompañadas de la persecución de las voces independientes, que se enmarcan en naciones autoproclamadas democráticas no beligerantes, retratan al sistema de “democracia” de la UE como conduciendo regresivamente por caminos peligrosos, donde un único destino es volver a entrar en el tiempos oscuros de, por ejemplo, las “democracias occidentales” de Italia y Alemania a mediados de la década de 1930.

Rusia también ha limitado la libertad de información, y aún más drásticamente con respecto a su público nacional. Todas las limitaciones de la difusión/publicación gratuitas son condenables, en cualquier lugar. Sin embargo, una diferencia de Russia con las limitaciones actuales de la libertad de expresión en Occidente es que, por ejemplo, en los países de la UE, las opiniones diferentes no son actualmente una amenaza para la seguridad nacional de estos países. Las opiniones divergentes, como la nuestra de SWEDHR, solo denuncian la inconsistencia de las acciones de quienes están en el poder. Pero no son una amenaza para la seguridad nacional de Suecia.

Cuando hoy las potencias occidentales –considerando que “no estén en guerra”– cierran las transmisiones o anulan el acceso en línea a sitios de noticias rusos o chinos, lo hacen violando los derechos de sus ciudadanos a seleccionar y recibir información de los canales que tienen derecho a elegir –según a la carta de derechos humanos de la ONU  (Ver mención al artículo 19, más arriba). Evidentemente, esta violación flagrante de los derechos humanos básicos de nuestros ciudadanos no es problematizada en por los medios de comunicación de este país – que por lo demás se ha autoproclamado como “defensore” de los principios democráticos y del “Estado de derecho”.

En cambio, Rusia está abiertamente en guerra. Si alguno de los países de la OTAN, y sus “socios” como Suecia, decide entrar en la guerra de Ucrania por medio de casus bellis representado por ostensibles provocaciones (ver “armas defensivas” a Ucrania, más abajo), inexorablemente también aquellos países dictarán estados de emergencia que comprendan medidas tan drásticas como en hoy Rusia, o tal vez incluso más. Durante la Segunda Guerra Mundial, Suecia, a pesar de considerarse así mismo un país “neutral”, no beligerante, detuvo sin juicio a voces opositoras de izquierda como “comunistas”, “anarquistas” y las confinó en campos de concentración llamados ” campos de internamiento “. [18]

Fake news es también la omisión de información importante. Por ejemplo, y desde la perspectiva de la equidad y la objetividad en la información, es inaceptable que los medios corporativos occidentales oculten o encubran [19] deliberadamente la existencia de las formaciones militares pro-azi que hemos mencionado aquí.

¿Armas defensivas para Ucrania? No es en absoluto el caso

Nosotros en Europa estamos siendo testigos de una verdadera carrera entre los países de la UE de la OTAN para proporcionar a Ucrania armamento “defensivo”. En la competencia vemos que las élites medias y militares de Suecia y Finlandia –no alineadas y “neutrales”– defienden y proporcionan armas a Ucrania.

Primero, afirmaron que se trataba de armas defensivas. Para nada. Desde Finlandia, las armas enviadas y las respectivas municiones se denominan precisamente “armas de asalto”. Los lanzadores antitanques proporcionados por Suecia son, por definición, armas de ataque. No es, como se le hace pensar a la gente común, un armamento diseñado para defenderse si un tanque decide atacar. Eso simplemente sucede en combate. Por la sencilla razón de que todo soldado sabe que si el tanque dispara, el soldado y la “pieza antitanque que lleva” son instantáneamente demolidos. En términos reales, esas armas deben usarse tan pronto como un tanque enemigo esté a la vista en la distancia. Son verdaderas armas de ataque destinadas a destruir tanques y vehículos blindados y matar a sus tripulaciones. Se utiliza incluso para destruir vehículos de transporte de tropas con soldados amontonados en su interior.

Sin embargo, el principal argumento de nuestra crítica a las élites pro-OTAN en el poder no se basa en estas cuestiones técnico-militares. En cambio, es el hecho político, exactamente relacionado con el tema, o mantra, de la “seguridad nacional” que se repite perennemente en la narrativa de las personalidades militares y políticas belicistas suecas.

Rusia dijo que si la OTAN y la UE no considerarían sus demandas sobre garantías de que la OTAN no se expandiría más con la inclusión de la frontera con Ucrania, responderían militar y técnicamente. Lo hicieron.

Rusia también ha dicho recientemente que si los países de, por ejemplo, la UE interfieren con sus “operaciones militares” en Ucrania, específicamente enviando armas y similares, Rusia considerará a esos países en estado beligerante contra sus fuerzas armadas. Lo hicieron.

Rusia ha anunciado que, en vista de la situación actual (no en Ucrania, sino en la posición de la OTAN y de los “socios”), pondría su poderío nuclear en estado de alerta. Lo hicieron.

Al mismo tiempo, de manera incongruente, los políticos de la UE y sus medios acusan al presidente de Rusia de “barbarie”. Y además de eso, los diagnósticos pseudopsiquiátricos del tipo “loco”, “totalmente loco”, “desequilibrado” también están muy extendidos en los medios de estos países, especialmente en Suecia, que está a solo un par de cientos de kilómetros de Rusia. Misiles Iskander en Kaliningrado.

Entonces, nuestra pregunta es, ¿por qué Suecia y algunos otros países de Europa intentan tan desesperadamente provocar una respuesta militar de Rusia? ¿En particular si tal decisión la tomaría un hombre “fuera de sí”?

¿Quién, realmente, está loco aquí?

 

IV

En resumen, el mundo es testigo de cómo el Occidente corporativo y sus títeres políticos en el liderazgo de la UE han creado esta confrontación con Rusia:

a) con el fin de aumentar sus presupuestos militares (por ejemplo, Alemania, Suecia, etc.), lo que significa un aumento drástico de sus beneficios de la industria armamentística.

b) reemplazar el petróleo ruso canalizado a Europa con empresas estadounidenses productoras de petróleo, [20] así como otros ‘actores internacionales’ también en asociación financiera con las corporaciones occidentales.

En nuestro análisis, que estamos dispuestos a debatir con cualquier otra ONG, la guerra actual en Ucrania se habría evitado perfectamente si la OTAN y sus ‘socios’ hubieran demostrado una apertura mínima requerida a las preocupaciones de seguridad de Rusia. Es un hecho histórico, demostrado en 30 documentos diferentes desde 1990 en adelante, [21] los líderes gubernamentales de la OTAN, incluidos los presidentes de los EE. UU., el secretario de estado de los EE. dada garantía tras garantía de que la OTAN no se expandiría hacia el este. En ese sentido, consideramos bastante legítima la preocupación de Rusia por la actual expansión de la OTAN –ahora con las admisiones de “OTAN-opción” de Suecia y Finlandia y la inminente incorporación de Ucrania.

Click on image above to watch the video by The Indicter Channel

Hoy en día, después de que Rusia iniciara operaciones militares en Ucrania más allá de Donbass, EE. UU. (no la UE) está indicando que la incorporación de Ucrania a la OTAN podría esperar al menos 5 o 6 años. Pero eso no se concedió en la mesa de negociaciones. Todo el tiempo fue un rotundo no a la propuesta de Rusia. La OTAN y la UE se negaron a dar garantía alguna. Las potencias occidentales sabían que su obstinada negativa les costaría la guerra en Ucrania –lo anunciaron todo el tiempo durante las negociaciones. Querían la guerra y la guerra la consiguieron, pensando que una Rusia agotada de la posguerra está exactamente en el diseño geopolítico occidental, es decir, aumentando el dominio del mercado global.

Lo que las élites rusasófobas europeas sin educación, negadores de la historia o simplemente ignorantes en el poder han olvidado irresponsablemente, es que Rusia posee la capacidad nuclear absolutamente más efectiva del mundo. No solo en número de ojivas nucleares, sino también en cuanto a armas de liberación. Un ejemplo son los imparables misiles de generación hipersónica.

SWEDHR se fundó en 2014, precisamente en el contexto de los acontecimientos mencionados anteriormente en esta declaración. Precisamente, fueron los horrendos, y literalmente, los sangrientos ataques contra los derechos humanos y las vidas humanas de las personas en Donbass una poderosa razón que motivó el inicio de la empresa de denuncia de SWEDHR, dirigida a la mejora de la dignidad humana. [22] [23]

Las provocaciones de Occidente han puesto a la humanidad al borde de la destrucción total. SWEDHR llama a resistir al ejército de creadores de noticias falsas de los medios corporativos occidentales, que hoy en día instigan una profundización en el conflicto de Ucrania. En cambio, aumentemos los llamados a la paz.

En ese sentido, consideramos que la mejor contribución a la paz es una solución diplomática negociada dirigida al estatus de neutralidad y no alineamiento de Ucrania. Lo mismo con respecto a Suecia.

 

Referencias

[1] BBC, “Crisis de Ucrania: Transcripción de la llamada Nuland-Pyatt filtrada”, 7 de febrero de 2014 https://www.bbc.com/news/world-europe-26079957

[2] M Ferrada de Noli, “¿Una “diplomacia” sueca de extrema derecha? ¿O el apoyo en solitario de Bildt a los nacionalistas de Ucrania?“, 6 de marzo de 2014 https://professorsblogg.com/2014/03/06/bildtsukraineextrem/

[3] M Ferrada de Noli, “Carl Bildt en la televisión sueca: “Adelante, no sabemos si hay posibilidades de una solución política con Rusia”, 8 de diciembre de 2014 https://professorsblogg.com/2014/12/ 08/carl-bildt-existen-posibilidades-para-una-solucion-politica-en-rusia/

[4] CNN, 15 de junio de 2014, “Primer Ministro asombra que Ucrania eliminará a los asesinos”

[5] Artículo de Wikipedia https://en.wikipedia.org/wiki/Social-National_Party_of_Ukraine

[6] Artículo de Wikipedia https://en.wikipedia.org/wiki/Azov_Battalion

[7] M Ferrada de Noli, 20 de febrero de 2022 https://twitter.com/ProfessorsBlogg/status/1495404412805779463

[8] Artículo de Wikipedia https://en.wikipedia.org/wiki/Right_Sector

[9] Reuters, “Vladimir Putin llama a Ucrania fascista y la nueva ley del país ayuda a defender su caso” https://www.reuters.com/article/idUS208024656920150514

[10] Naciones Unidas. Derechos humanos. Víctimas civiles relacionadas con el conflicto en Ucrania, 8 de octubre de 2021

https://ukraine.un.org/sites/default/files/2021-10/Conflict-related%20civilian%20casualties%20as%20of%2030%20September%202021%20%28rev%208%20Oct%202021%29% 20ES.pdf

[11] M Ferrada de Noli, “Fascistas de Ucrania: Tres masacres en solo un mes”. 3 de junio de 2014 https://professorsblogg.com/2014/06/03/ukraine-fascists-3-genocides-per-month/

[12] M Ferrada de Noli, “La matanza de civiles de Mariupol por parte del ejército de Ucrania el 9 de mayo de 2014: dispararon y mataron a civiles desarmados a quemarropa”, 9 de mayo de 2014 https://professorsblogg.com/2014/05/10/ukraine -ejército-masacre-de-civiles-de-mariupol-9-mayo-2014/

[13] M Ferrada de Noli, “Soldados ucranianos disparando a la multitud en Mariupol 2014. ¿Causa contribuyente a la independencia de Donbass?”, 2 de marzo de 2022 https://www.youtube.com/watch?v=_iIEJGsg-hc

[14] M Ferrada de Noli, “La masacre de Odessa del 2 de mayo de 2014. Evidencia actualizada”, 15 de mayo de 2014 https://professorsblogg.com/2014/05/15/odessa-massacre-firebombs-thrown-by-pro- junta-activistas-quemar-vivo-43/

[15] M Ferrada de Noli, “La masacre de civiles desarmados de la Fuerza Aérea de la Junta de Ucrania en Lugansk, 2 de junio de 2014“, 3 de junio de 2014 https://professorsblogg.com/2014/06/03/what-responsibility-does-sweden -tener-en-las-masacres-de-civiles-perpetradas-por-ucrania-junta/

[16] M Ferrada de Noli, “Departamento de Estado de EE. UU. respalda públicamente todos los derechos de Ucrania para bombardear a la población étnica rusa en Donbass”, 8 de julio de 2014  https://professorsblogg.com/2014/07/08/the-us- el-departamento-de-estado-respalda-públicamente-a-ucrania-todo-el-derecho-a-bombardear-aéreo-la-población-étnica-rusa-en-donbass/

[17] Las noticias falsas han abundado en la narrativa de los medios occidentales. Un ejemplo es el informe en los medios suecos de que Turquía había detenido los barcos de la armada rusa en el Mar Negro. https://twitter.com/ProfessorsBlogg/status/149765314638252032

[18] “Campos de internamiento en Suecia durante la Segunda Guerra Mundial” https://military-history.fandom.com/wiki/Internment_camps_in_Sweden_durante_World_War_II  

[19] El Atlantic Council llega incluso a defender al Batallón Azov de las acusaciones de terrorismo formuladas incluso por personalidades políticas de los EE.UU. “Por qué Azov no debería ser designado organización terrorista extranjera”, 24 de febrero de 2020. https://www.atlanticcouncil.org/blogs/ukrainealert/why-azov-should-not-be-designated-a-foreign-terrorist-organization /

[20] M. Ferrada de Noli, “De qué se trata la crisis de Ucrania”. Blog de los profesores 11 de junio de 2014 https://professorsblogg.com/2014/06/11/what-the-ukraine-crisis-is-all-about-usb-2-stealth-strategic-bombers-now-landing-in -Europa/

[21] Archivo de seguridad nacional, “Expansión de la OTAN: lo que Gorbachev escuchó”, 12 de diciembre de 2017 https://nsarchive.gwu.edu/briefing-book/russia-programs/2017-12-12/nato-expansion-what-gorbachev -oído-occidental-líderes-temprano

[22] Escribimos en nuestro manifiesto fundacional: “Comenzaremos con un compromiso sobre los efectos de los crímenes de guerra en la población civil de Gaza y el este de Ucrania”. https://swedhr.org/swedish-professors-doctors-for-human-rights/swedhr-manifest/

[23] M Ferrada de Noli, “Crímenes de guerra en Ucrania”, 25 de enero de 2015 https://professorsblogg.com/2015/01/25/war-crimes-in-ukraine/